…y 2014!

La llegada del nuevo año nunca ha sido mi celebración favorita. Cuando acaba la cuenta atrás o consigo tragarme todas las uvas no puedo evitar pensar “Ya está. Se acabó un año y comienza otro. Ni más ni menos”. Miro a mi alrededor y todo sigue aparentemente igual. Sin embargo, la euforia general me hace reflexionar…Qué nos ocurre con llegada del año nuevo? Todos nos vemos afectados. Nos deseamos unos a otros feliz año. Estamos contentos, pletóricos y con ganas de celebrarlo. Yo la primera. Creo que en el fondo lo que nos pasa es que percibimos  la línea del tiempo. Somos conscientes, más que en otra época del año, de que estamos vivos. Estamos aquí y ahora. Sabemos que formamos parte del presente y arrancamos hacia el futuro. Decimos adiós a lo vivido y damos la bienvenida al futuro con alegría. Y con estos pensamientos internos, llega la reflexión, los balances positivos y negativos, los deberes y objetivos futuros. Al igual que muchas otras personas en estos días, me gustaría fijarme algunas metas para este año. Pero me pasa que todo lo que me sale está relacionado con los demás…Así que esperemos que el nuevo año traiga soluciones y esperanzas para todos ellos! Si es verdad que estamos todos tan relacionados, si a mi alrededor hay bien, que me llegue la parte correspondiente.

Anuncios

Un comentario

  1. Es muy emotivo lo k escribes…….

Responder

Introduce tus datos o haz clic en un icono para iniciar sesión:

Logo de WordPress.com

Estás comentando usando tu cuenta de WordPress.com. Cerrar sesión / Cambiar )

Imagen de Twitter

Estás comentando usando tu cuenta de Twitter. Cerrar sesión / Cambiar )

Foto de Facebook

Estás comentando usando tu cuenta de Facebook. Cerrar sesión / Cambiar )

Google+ photo

Estás comentando usando tu cuenta de Google+. Cerrar sesión / Cambiar )

Conectando a %s

A %d blogueros les gusta esto: